Saltar al contenido

Receta de cheesecake de frutillas.

Una receta deliciosa para hacerle a tus familiares y seres queridos en las próximas vacaciones de invierno. Un exquisito cheesecake de frutillas que no podés dejar de hacer.

Sweet-Eve-Simple-Strawberry-Cheesecake-700x410

Ingredientes:

Para la superficie:

450 g de frutillas dulces cortadas a la mitad

50 g de azúcar

1 cucharada de agua

Para la base:

250 g de galletitas de avena rotas

100 g de manteca derretida

Para el relleno:

400 g de leche condensada

300 g de queso crema o tipo filadelfia

200 ml de crema de leche

Ralladura de 1 limón

Preparación:

Forrar un molde de 23 cm con un gran trozo de papel de aluminio, presionando así a la base y los lados del molde.

Para hacer el relleno, colocar los 200 g de frutillas en un recipiente con el azúcar y 1 cucharada de agua fría. Cocine a fuego lento durante 5 minutos, revolviendo con frecuencia hasta que las frutillas estén muy suaves. Retire del fuego, agregue las frutillas reservadas y dejar enfriar.

Para hacer la base, poner las galletas en una bolsa de congelador y reducirlas a migas con un rodillo. Mezclar con la manteca derretida. Colocar las migas con manteca en el molde preparado y presione firmemente en la base para crear una capa uniforme. Poner en el congelador durante 20 a 30 minutos o hasta que esté sólido.

Justo antes de la base esté lista, hacer el relleno. Utilice una batidora eléctrica para batir la leche condensada, el queso fresco y la crema hasta que espese – esto debería tomar alrededor de 5 minutos. Añadir la ralladura de limón y batir.

Retirar la base de galleta del congelador y vierta el relleno en el molde, utilizando una espátula para asegurarse de tener una capa uniforme de llenado con un nivel superior. Luego, cubra con la salsa de frutillas fría.

Enfriar en la heladera durante 3-4 horas antes de servir.